Tiempos en el vallenato

Son muchos los músicos anónimos que han producido prolíficas obras, que representan a un país, una región, o a un pueblo, y que duermen el sueño de los justos en el más completo olvido. Son tantas las leyendas y paradigmas, que muchas de ellas no alcanzan en justicia a ser reconocidas.

Son muchos los nuevos valores, que ante lo rápido que se mueve el mercado diverso que compra y vende, su aporte pasa a un cuarto oscuro, donde la mayoría de las veces es satanizado.

Seguir leyendo “Tiempos en el vallenato”

LA GUITARRA EN EL VALLENATO

Por: Félix Carrillo Hinojosa

Con muy pocas menciones sobre la guitarra en territorio andino, antes de la mitad del siglo XIX, es bueno destacar los avisos que aparecieron en el Papel Periódico de Santafé de Bogotá en 1794, que hacía referencias sobre métodos para su interpretación, igual que una antigua copla de Andrés Pablo que menciona la existencia de la guitarra con cinco cuerdas, que sumada a la que está en la Historia de la provincia de la Compañía de Jesús del Nuevo Reino de Granada, publicada en 1741, que recoge la diversidad de instrumentos en el territorio, dentro de los cuales se encuentra la guitarra que interpretaban los indios en los llanos orientales. De 1850 en adelante, la guitarra se esparció por todo el territorio colombiano y su implementación dio origen a otros instrumentos mestizos como el tiple.

Seguir leyendo “LA GUITARRA EN EL VALLENATO”

¿Hay escuela en el Vallenato?

Por: Félix Carrillo Hinojosa

La palabra escuela se usó muchos años antes y se reforzó a través de la audiencia que empezó a tener “la música del Magdalena Grande”, “música de parranda”, “música provinciana”, “música de acordeón” y “música vallenata”, como se dice en la actualidad y se volvió de primer orden, al aparecer el libro ‘Vallenatología’ de la inolvidable Consuelo Araújo Noguera en la década del 70.

Seguir leyendo “¿Hay escuela en el Vallenato?”